Jueves, 25 Julio 2019 12:50

La Universidad de Córdoba y la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Sostenible colaborarán en la monitorización de la PAC Destacado

Escrito por
De izquierda a derecha, José Carlos Gómez Villamandos y Carmen Crespo,en su intervención ante los medios de comunicación. De izquierda a derecha, José Carlos Gómez Villamandos y Carmen Crespo,en su intervención ante los medios de comunicación. G.C.-Ch.M.

El proyecto será desarrollado por la ETSIAM que aplicará ingeniería de precisión en la obtención y tratamiento de la información y la simplificación de los procedimientos para la gestión de las ayudas

La Universidad de Córdoba colaborará con la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía en el desarrollo de estrategias y herramientas que permitan la monitorización y simplificación de los procedimientos de gestión de la Política Agraria Comunitaria (PAC). Dicha colaboración se llevará cabo a través de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agronómica y de Montes (ETSIAM), tal y como se recoge en el convenio suscrito hoy entre el rector de la Universidad de Córdoba, José Carlos Gómez Villamandos y la consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible, Carmen Crespo Díaz. El presupuesto para la realización de este proyecto, que se desarrollará de 2019 a 2021, es de 153.960 euros.

 

Tras la firma del acuerdo, Gómez Villamandos ha señalado que “el convenio permitirá a la UCO realizar una mejor monitorización de la PAC con esa ingeniería de precisión en la cual la ETSIAM y el grupo que lidera el profesor Alfonso García-Ferrer son pioneros y una referencia a nivel nacional e internacional y estoy convencido que será todo un éxito”.

El rector ha adelantado que la Consejería y la Universidad han abordado también “futuros proyectos conjuntos que verán pronto su fruto y que redundarán en la mejora de nuestra comunidad autónoma y del sector agrario y ganadero de Andalucía”.

Carmen Crespo ha afirmado que “los objetivos de la Consejería no se pueden llevar a cabo sin la incorporación de las universidades andaluzas, especialmente la cordobesa, con una gran tradición agroalimentaria y ganadera, y pionera en investigación, que ha destacado entre esos retos de futuro “hacer una agricultura más moderna tecnológicamente para vender al resto del mundo sostenibilidad, salud y sabor”. Para lograrlo, “hemos reprogramado fondos con el fin de ser más competitivos y apostado por la tecnología y la investigación”, de ahí el papel imprescindible de las universidades.

“No descubro nada al asegurar que el futuro del campo andaluz depende en gran medida del relevo generacional, de la incorporación al sector de jóvenes con mayor capacitación cada día que apliquen la mejor y más avanzada tecnología a nuestras explotaciones agrarias para mejorar la producción”, ha añadido Crespo, para recordar que el Gobierno andaluz ha duplicado los recursos a la agroindustria y a la creación de empresas.

“Tenemos que seguir demostrando a Europa que estamos haciendo un buen uso de los fondos, una tarea a la que contribuirá la monitorización de las superficies agrarias, con datos en tiempo real”, ha continuado señalando la consejera respecto al objetivo del convenio firmado con la UCO.

Para el desarrollo del acuerdo la Consejería facilitará, a través de la Secretaría General de Fondos Europeos al Desarrollo Rural Sostenible, la información relativa a la descripción de los procedimientos de gestión de ayudas en el contexto de la PAC para identificar sus puntos críticos potenciales mejoras, bajo la metodología “Lean Management”, utilizando técnicas de monitorización. También aportará los resultados de los controles in situ respecto a una zona de 40.000 ha (20x20 km), sobre alguna de las zonas seleccionadas para la gestión y control de ayudas de la Solicitud Única (SU) de la campaña afectada, identificando usos agrícolas, desde la siembra hasta la recolección en cultivos no permanentes y el desarrollo fenológico en plantaciones permanentes. La realización de dicha actividad de control podrá ser extendida a otras zonas al objeto de aumentar la variabilidad de los cultivos, incluyendo pastos y poder determinar variables relativas al volumen de información y procesamiento a gestionar.

Por su parte, la UCO, a través de la ETSIAM desarrollará en un plazo de un mes un plan de trabajo donde se integre el análisis de la situación actual del uso de imágenes satélite con inteligencia artificial en control de ayudas y de acuerdo con la situación actual en estas materias, basándose en los avances expuestos en el grupo de trabajo “monitoring” creado en febrero de 2018. A partir de ello, desarrollará y propondrá estrategias, metodologías o herramientas que permitan el uso de las nuevas tecnologías como el uso de imágenes satélite, fotografías geoetiquetadas y otras tecnologías que permitan los reglamentos comunitarios, para la monitorización de las ayudas de la PAC, mediante el desarrollo de algoritmos para el acceso y tratamiento de imágenes satélite procedentes del programa Copernicus, en concreto: corrección atmosférica de imágenes de satélite; cálculo de índices de vegetación según distintas escalas temporales; caracterización estadística individual de recintos declarados; aplicación del método de comparación estadística de índices monocultivo (STIM) en la zona de control; generación de salidas: mapas de evolución del resultado de los controles; comparación y análisis de resultados; detección de presencia de actividad agraria (pago básico; y análisis de casuística en ayudas acopladas, pago verde y nivel secuencial de discriminación de cultivos, cultivos proteicos, algodón,…., entre otros. La ETSIAM evaluará a través de la metodología “Lean Management”, las mejoras de los procedimientos de gestión de ayudas PAC mediante la utilización de técnicas de monitorización.

Ambas partes analizarán los procedimientos de gestión de las ayudas y particularmente los controles en el contexto de la PAC y las posibilidades de la constelación Sentinel e identificarán en que regímenes, procedimientos, cultivos y/o zonas tienen aplicación. La Junta de Andalucía y la UCO participarán y/o colaborarán en la presentación y desarrollo de proyectos de ámbito internacional, europeo o nacional que sean de interés común en el ámbito del uso de las nuevas tecnologías en el sector agrario.

Una comisión mixta velará por el cumplimiento y seguimiento del acuerdo. El responsable del desarrollo del proyecto por parte de la Universidad de Córdoba será el profesor de la ETSIAM, Alfonso García-Ferrer Porras, que tendrá como interlocutor por parte de la Consejería a la persona titular de la Subdirección de Gestión y Control Integrado de Ayudas adscrita a la Dirección General de Ayudas Directas y de Mercados dependiente de la Secretaría General de Fondos Europeos al Desarrollo Rural Sostenible.

El plazo de ejecución del convenio tendrá una vigencia de veinticuatro meses, pudiendo ser prorrogado anualmente por acuerdo expreso de las partes, hasta un periodo máximo de cuatro años adicionales.

Visto 1569 veces