Búsqueda avanzada

			
Con todas las palabras
Con la frase exacta
Con alguna de las palabras   
calendar calendar
Martes, 03 de Marzo de 2015 12:45

Arqueología Somos Todos lanza un plan de mecenazgo para que los ciudadanos participen en la promoción del patrimonio

A. M.
Califica este artículo
(0 votos)
Presentación del programa de mecenazgo Arqueología Somos Todos Presentación del programa de mecenazgo Arqueología Somos Todos

El grupo de investigación Sísifo de la Universidad de Córdoba, a través del proyecto de cultura científica Arqueología Somos Todos, ha puesto en marcha un programa de mecenazgo con el fin de fomentar y desarrollar la investigación, protección y difusión del patrimonio histórico de la capital y la provincia. El plan pretende promover la implicación directa de ciudadanos, organizaciones y centros educativos, con el fin de hacerlos copartícipes de las actividades de investigación y divulgación que el grupo desarrolla gracias a sus aportaciones. A cambio de su apoyo económico, los ciudadanos podrán participar en rutas arqueológicas, talleres, visitas a excavaciones o viajes nacionales o internacionales exclusivos. En la difusión de esta actividad colabora la Unidad de Cultura Científica de la UCO.

La coordinadora de la iniciativa, Ana Ruiz, ha explicado que el proyecto de cultura científica Arqueología Somos Todos nace de la actividad divulgativa previa del grupo de investigación Sísifo. Ya con anterioridad a este programa de mecenazgo, Arqueología Somos Todos organizaba talleres, rutas, exposiciones o materiales divulgativos o didácticos. Ruiz ha indicado que se plantea con el objetivo de cubrir dos necesidades. “Si la primera es financiera por la reducción de la financiación institucional para la investigación, la segunda es una necesidad ciudadana que Arqueología Somos Todos ha palpado con sus actividades previas”. Esto es, la búsqueda de mecenas no se plantea sólo para mantener económicamente las actividades investigadoras del grupo, sino también para responder a una respuesta positiva en las actividades divulgativas desarrolladas por el grupo.

En qué consiste
El mecenazgo está abierto a particulares, empresas y centros educativos bajo tres fórmulas y diversos grados de colaboración. La figura del amigo de la arqueología cordobesa está reservada a personas físicas que pueden realizar aportaciones anuales. Hay tres grados de colaboración, bronce, plata y oro, según la cantidad de cada ayuda económica. Según este sistema, los particulares pueden colaborar con 30, 50 y 200 euros. Luego está la figura del mecenas de la arqueología cordobesa, dirigida a personas jurídicas, también con tres gradaciones: para asociaciones y colectivos la cantidad más asequible, para el pequeño y mediano comercio la intermedia y para fundaciones, empresas y otras instituciones la mayor. Las aportaciones son de 150, 200 y 500 euros respectivamente. Finalmente existe la figura del padrino de la arqueología cordobesa, reservada a centros educativos tanto públicos como privados.

Las respectivas fórmulas de mecenazgo y sus grados tienen como contraprestación un retorno para los participantes, también gradual según su aportación. “A cambio de estas ayudas, los amigos, mecenas y padrinos pueden participar en actividades exclusivas, como visitas arqueológicas en curso o viajes programados”, ha explicado Ana Ruiz. De este modo, las próximas actividades previstas por Arqueología Somos Todos contemplan una visita al puerto de Palos (Huelva), desde donde partieron las tres carabelas que llevaron a Cristóbal Colón a América; un taller para crear una armadura romana; otro sobre gastronomía andalusí y está previsto un primer viaje internacional a Sicilia (Italia).

Mediante una asamblea anual (prevista en septiembre), Arqueología Somos Todos dará cuenta de los aspectos económicos “con total transparencia”. “Nuestro objetivo final es la transferencia del conocimiento histórico generado en la universidad e implicarlo con el entorno más inmediato fomentando la cultura científica”, ha resumido la coordinadora de la iniciativa.

Las actividades financiadas por mecenazgo estarán dirigidas al mantenimiento del programa de investigación y, sobre todo, a crear infraestructuras arqueológicas en Córdoba. “Queremos que lo que se invierta por parte de la ciudadanía revierta en la ciudadanía”, ha subrayado Desiderio Vaquerizo, director del grupo de investigación Sísifo. Un ejemplo sería un proyecto de señalización de restos arqueológicos visibles e invisibles a través de códigos QR o realidad aumentada en el que específicamente se indicaría la procedencia de la financiación que está barajando el equipo científico.

Arqueología Somos Todos cuenta ya con un centenar de mecenas desde que en septiembre empezara a recabar apoyos. Ahora se lanza a la calle en busca de hacer rentables las actividades investigadoras y divulgativas. Entre otros apoyos, ha contado con un plan de comunicación redactado por la Unidad de Cultura Científica.

Desiderio Vaquerizo ha apuntado que “revertir a la sociedad la inversión que realiza por medio de la generación del conocimiento y un nuevo bagaje patrimonial es la pretensión del grupo de investigación”. Vaquerizo ha valorado la arqueología como “verdadero yacimiento de empleo en Córdoba”. “Muchos de nuestros jóvenes, en particular los que se forman en la Facultad de Filosofía y Letras, podrían vivir de nuestro pasado”, ha abundado. En particular, ha puesto como ejemplos la gestión arqueológica de la ciudad de Mérida (Badajoz) y en el yacimiento vacceo de Pintia, en Padilla de Duero (pedanía de Peñafiel, Valladolid).

Vaquerizo explicó que el modelo de Mérida está basado en un consorcio que va más allá de los tiempos y las gestiones de la política en que el hay actualmente unas ochenta personas en plantilla. Este consorcio obtiene unos 400.000 euros de la Junta de Extremadura y la venta de entradas y otras actividades de gestión completan los dos millones de ingresos aproximados que tiene. El modelo emeritense cuenta en la actualidad con 1.500 mecenas, “sería nuestro desiderátum que permitiría la actividad plena de Arqueología Somos Todos y desarrollar tareas de innovación”, ha incidido.

Insignia honorífica
Durante el acto de presentación, Vaquerizo hizo entrega al rector de la Universidad de Córdoba, José Carlos Gómez Villamandos de una insignia y un diploma por su apoyo a la investigación, protección y divulgación del patrimonio histórico cordobés. Gómez Villamandos ha destacado que la universidad tiene como objetivo “buscar conocimiento y transferirlo a la sociedad de manera que permee en ésta y, para ello, la Universidad de Córdoba cuenta con la Unidad de Cultura Científica para dar un impulso más grande a esta actividad de transferencia y divulgación”.

Por su parte, Teresa Roldán, directora de Investigación en la UCO, ha apuntado que “es crucial que los ciudadanos reconozcan la ciencia como motor de crecimiento y las instituciones tenemos la labor de transferir este conocimiento”. Roldán ha indicado que “la investigación, el desarrollo y la innovación redundan a corto, medio y largo plazo en el bienstar de los ciudadanos, por ello, es necesario divulgar y saber divulgar el valor de la investigación”. Para ello, ha destacado la directora de Investigación, “en la Universidad de Córdoba existen tanto una unidad de cultura científica como una subcomisión asesora en materia de divulgación”.

Micromecenazgo
Prosiguiendo su búsqueda de financiación, el equipo de arqueólogos de la Universidad de Córdoba se plantea ahora acudir a la plataforma de micromecenazgo Precipita.

Arqueología Somos Todos, además, participa en un proyecto de I+D+i comunitario con otros socios europeos relativo a la gestión de las ciudades históricas. Enmarcado en este proyecto, el próximo 15 de abril, la reina Sofía está previsto que entregue al grupo Sísifo la mención especial del jurado en los Premios Europa Nostra. El grupo también forma parte de un catálogo de prácticas innovadoras de la Fundación Española de Ciencia y Tecnología (Fecyt), con el fin de cambiar la percepción de la arqueología desde la educación.

Añadir comentario