La obra está basada en estudios científicos internacionales y contiene información sobre la biología evolutiva de estos animales
El ciervo está considerado como la especie emblemática de la caza mayor en Andalucía y una de las de mayor interés en España, pero ¿qué consecuencias tiene su explotación cinegética? Esta es una de las preguntas que se responden en el libro ‘El Ciervo y otros ungulados. Bases científicas para su gestión y conservación’, una obra realizada por el profesor de Didáctica de las Ciencias Experimentales de la Universidad de Córdoba, Jerónimo Torres, y el catedrático de Zoología y director de la Cátedra de Recursos Cinegéticos y Piscícolas, Juan Carranza.

Una investigación de la Universidad de Córdoba desvela a un escritor en desacuerdo con la orientación del progreso de la sociedad y con una mente adelantada a su tiempo
Un hombre sentado, cabizbajo, abrigando habitualmente sus piernas con una manta, una boina en su cabeza y cuyas salidas se limitaban a largos paseos por el Retiro. Esta es la imagen que se tiene en la retina del escritor Pío Baroja (1872-1956) heredada de las aulas de Bachillerato, cuando tocaba estudiar su vida y obra. Nada más lejos de la realidad. Baroja era un hombre extrovertido, un trotamundos que recorrió toda Europa y al que le gustaba relacionarse con toda clase de gente, independientemente de su condición social. Entonces, ¿se ha vendido una imagen equivocada de este escritor, considerado un nexo de unión entre la narrativa decimonónica y la modernista? Pues, parece que sí, según se desprende del estudio de la investigadora de la Universidad de Córdoba Eva Orts, quien profundiza en la modernidad singular de este autor en su representación de la ciudad,  a través del análisis de la relación entre los personajes y el espacio urbano de Madrid, Córdoba, París, Londres y Roma, en cinco novelas: La busca (1904), La feria de los discretos (1905), Los últimos románticos (1906), La ciudad de la niebla (1909) y César o nada (1910).

Publicado en Humanidades


El rector, José Carlos Gómez Villamandos, ha resaltado el valor del proyecto ‘Córdoba con ojos de infancia’ para fomentar la creatividad y la capacidad de inventar de los escolares

El Patio Blanco de la Diputación de Córdoba ha acogido hoy la exposición ‘Córdoba con ojos de infancia’, en la que 300 escolares de Educación Infantil y Especial de siete centros de Córdoba y provincia han mostrados sus trabajos científicos enfocados en el patrimonio cultural de la ciudad. Se trata de una actividad en la que el alumnado, pese a su corta edad, ha sorprendido por su ingenio y capacidad de interpretar e interiorizar los conocimientos adquiridos sobre el patrimonio cultural de su ciudad.  

Publicado en Humanidades

Cada año, los seres vivos que habitan la Tierra logran fijar en el suelo 200 millones de toneladas de nitrógeno, elemento esencial para la vida en el planeta.

Página 16 de 16